Que la historia venza a la histeria

Alberto Salcedo Ramos recibió el premio Ortega y Gasset al periodismo. Dejó algunos conceptos que compartimos de la A hasta la Z.

Embed

  1. Así lo describió Rocío García, en El País
  2. Ha pedido dos largos cafés solos para entonarse después de su viaje desde Colombia. 
    No hacía falta. Alberto Salcedo Ramos (50 años) hace gala de una lucidez y de una claridad apabullantes sobre lo que es y debe ser el periodismo.
    Lamenta el discurso reiterativo de la queja instalada en la prensa. 
    'Los periodistas tendrían que ir con más frecuencia al pabellón de enfermos de un hospital para comprobar que hay verdaderas razones para la queja', dice el autor del reportaje La Travesía de Wikdi...La travesía de Wikdi... un niño de 13 años, habitante de una de las regiones más pobres de Colombia, que cada día camina cinco horas diarias para ir y volver de la escuela. 
    Es ahí, en este tipo de historias, donde Alberto Salcedo Ramos encuentra el verdadero sentido de un oficio. Para Salcedo Ramos, el periodismo es 'recorrer la periferia, ir en moto, sintonizar con las comunidades a las que nos debemos, investigar y controlar a los poderes'. 'Hay que alejarse de la histeria, el periodismo se tiene que preocupar por la historia y no por la histeria. La velocidad no puede ser el único valor, hay que ofrecer análisis para que la gente entienda las cosas. Los periódicos que no entiendan eso están condenados al fracaso'. Autor de numerosos libros y profesor en la escuela de García Márquez, el cronista de la revista Soho rastrea en su trabajo la forma de hacer memoria. 'El periodismo que me interesa es el que busca que las cosas no se olviden'.
  3. La travesía de Wikdi
Like
Share

Share

Facebook
Google+